CASTELLANO / CATALÀ

NUESTROS SERVICIOS

ELECTRODOMÉSTICOS, MAQUINARIA DE HOSTELERÍA Y REFRIGERACIÓN

ELECTRODOMÈSTICS - cabezera

MURIOLTEC ES LA SOLUCIÓN DEFINITIVA Y RÁPIDA PARA CUALQUIER PROBLEMA O AVERÍA EN ELECTRODOMÉSTICOS, MAQUINARIA DE HOSTELERÍA Y REFRIGERACIÓN

 

Hacemos  instalaciones, mantenimientos y reparaciones. Todas las marcas y todos los sistemas.

Si no se puede reparar, cambiamos por nuevo, siempre con la mejor relación calidad / precio.

Atendemos particulares, comercios, hostelería y comunidades.

Trabajamos con materiales de calidad que nos permiten entregar a nuestros clientes la Garantía MURIOLTEC certificada por escrito tras la finalización de todos los trabajos.

Si tienes una avería o tu electrodoméstico o maquinaria no funciona bien, no dudes en llamarnos, SOMOS RÁPIDOS Y EFICACES, ESPECIALISTAS EN PROBLEMAS CRÓNICOS Y DE DIFÍCIL SOLUCIÓN.

Solucionamos problemas de resistencias, termostatos, conmutadores, bombas, tarjetas electrónicas / módulos electrónicos, sensores, … Problemas de bloqueo, falta de aspiración en campanas, desagües, fugas de agua, saltos en el diferencial, vajillas con restos de cal , retrasos en programas, .. etc

Especialistas en MAQUINARIA DE HOSTELERÍA y REFRIGERACIÓN comercial / industrial.

Instalamos, mantenemos y reparamos cámaras frigoríficas y las hacemos a medida.

Instalamos, mantenemos y reparamos (industrial – comercial – doméstico a Gas, Propano, Butano o eléctrico): Lavadoras, Secadoras, Lavavajillas, Cocinas, Planchas, Neveras, Microondas, Cafeteras, Creperas, Freidoras, Campanas extractoras, Fabricadoras de hielo, Neveras mostrador, Congeladores, Conservadores de calor y frío.

Hornos eléctricos, de gas, Hornos rotativos, Cámara de vapor, Cámara de levadura … Hacemos adaptaciones de hornos de leña existentes a pellet.

Cuida tus Electrodomésticos, tu maquinaria de hostelería y las calderas; descalcifica el agua.

Instalamos descalcificadores domésticos, comerciales e industriales. Reparamos descalcificadores, hacemos mantenimiento y recuperación de descalcificadores con resinas saturadas. Realizamos análisis de calidad del agua de consumo o de servicio.

4 de cada 10 reparaciones que se realizan en sistemas que utilizan el agua son debido a la acumulación de cal

Hacemos mantenimientos preventivos y correctivos de todas las instalaciones domésticas, comerciales, industriales y de hostelería.

Actualizamos tus instalaciones de maquinaria conectada a luz, gas y agua según normativa con sus respectivos boletines certificados para la obtención de los servicios correspondientes.

Hacemos inspecciones y boletines para la totalidad de los servicios.

Conseguimos renovar tus antiguas instalaciones de maquinaria de hostelería con la mejor relación calidad precio y la menor obra posible.

Instalamos y reparamos sistemas de ósmosis inversa y mantenemos y cambiamos sus filtros.

Realizamos filtraciones del agua, depuradoras y potabilizadoras domésticas y comerciales por UV.

Solucionamos problemas de acumulación de cal en el interior de la maquinaria de hostelería, interior de las tuberías de agua caliente y de las calderas.

Instalamos bombas para estabilizar y aumentar la presión en cada punto de consumo.

Muchas veces, las averías no se producen en los propios aparatos, sino que ellos mismos manifiestan los primeros síntomas de un problema en la  instalación.


DISPONEMOS DE LAS ÚLTIMAS TECNOLOGÍAS PARA LA DETECCIÓN DE LAS AVERÍAS Al INTERIOR DE LAS INSTALACIONES


ELECTRODOMÈSTICS  - in 2
ELECTRODOMÈSTICS - in 2

Atención a empresas, hoteles y comercios; Hacemos instalaciones completas, incluso llave en mano, agrupando la totalidad de las obras o adecuaciones para abrir su hotel, bar, restaurante, tienda, local, despacho, nave … Con toda la documentación necesaria según normativa, Boletines eléctricos , clima, gas y agua.

Redactamos y documentamos informes completos con imágenes de tu siniestro para todas las compañías de seguros. Incluido dentro del precio de la atención a la avería.

ANTICÍPATE A LOS PROBLEMAS;

Hacemos cuidadosas inspecciones preventivas para intentar prever futuras averías en tus instalaciones. Proponemos acciones correctivas sin ningún tipo de compromiso de realización.

Una buena revisión a tiempo con las posteriores correcciones hechas te ahorra futuras averías de urgencia costosas y nada gratas.

Hoy en día la tecnología nos permite no sólo disfrutar de los servicios que utilizan luz, agua y gas, sino que también nos permite protegerlos para que duren muchos años.

La tecnología también nos permite ahorrar en el consumo de luz, agua y gas de estos servicios de los que ya difícilmente podemos prescindir.

MURIOLTEC analiza tu instalación para reducir el consumo justo al necesario. También para protegerla según las disposiciones de las normativas y por las exigidas por la mayoría de las compañías de seguros.

Redactamos Estudios personalizados, disfruta de las mejoras en consumo a la baja, reales y garantizadas.

Queremos ser parte de tus soluciones, llámanos, seguro que nos recomendarás.

Garantía MURIOLTEC certificada por escrito en todos nuestros trabajos.

MÁS INFORMACIÓN:

Como podemos observar el nombre de electrodoméstico se puede dividir en dos partes, estas dos partes son las que le dan la definición. En primer lugar encontramos electro-, este nombre es el que nos indica que se trata de cualquier aparato que funciona gracias a una fuente de energía concreta que es la electricidad. En segundo lugar encontramos – doméstico, como podemos deducir esta segunda parte indica que este aparato subvencionado por electricidad se encuentra dentro de un espacio o ámbito doméstico, es decir, dentro de nuestros hogares, que utilizamos día a día.

En cuanto al funcionamiento de estos aparatos, éste es sencillo: disponen de una entrada a un enchufe a través del cual pasa la electricidad, esta electricidad llega al aparato y, a través de un botón de encendido, éste comienza a funcionar. Esta energía eléctrica es transformada por el aparato en movimiento, calor, frío, aire, etc. dependiendo de la función específica al que está destinado el electrodoméstico en cuestión.

Los electrodomésticos han cambiado mucho desde que por primera vez aparecieron en la nuestras vidas hasta el día de hoy. Actualmente, estos han avanzado mucho y han evolucionado para hacer aún más cómodo nuestras vidas. Estos nuevos electrodomésticos denominan electrodomésticos  inteligentes. La idea es que estos aparatos inteligentes  permitan controlar desde nuestro teléfono móvil algunas de las tareas del hogar más pesadas y frecuentes como hacer la compra, poner en marcha la lavadora, limpiar el polvo, calentar nuestra casa, etc.

En cuanto a la clasificación de los electrodomésticos, ésta es principalmente si se trata de aparatos o máquinas destinadas al vídeo y el audio los cuales se denominarán de línea marrón, o bien si están dedicados a cocinar y limpiar la vivienda, entonces se trata de electrodomésticos de línea blanca.

Las posibles averías que se pueden tener con los electrodomésticos dependerán específicamente de cada uno de ellos pero, de forma general, podemos encontrar:

– Averías en el cable a través del cual pasa la electricidad.

– Averías en el botón de encendido o apagado del aparato.

– Averías en la entrada del enchufe que se lo proporciona electricidad.

– Averías con la luz que indica se el aparato está en funcionamiento o no.

– Mal mantenimiento del aparato o situación incorrecta de este y por esta razón se ha producido algún problema.

– El aparato en cuestión no funciona.

– Averías por acumulación de cal en los aparatos.

EL FRÍO DOMÉSTICO / LAS NEVERAS DOMÉSTICAS

El frío doméstico, coloquialmente conocido como la nevera doméstica, la nevera cotidiana, el refrigerador, el frigorífico, o el congelador. Este es uno de los electrodomésticos / máquina más comunes / en cualquier hogar. Normalmente las neveras las encontramos en las cocinas y consisten, básicamente, en una especie de armario que está aislado térmicamente.

El objetivo de las neveras es conservar a una temperatura fría cualquier cuerpo que se encuentre dentro de este armario aislado térmicamente. Así pues, los productos que solemos depositar en estos electrodomésticos son alimentos, ya que estos en temperaturas bajas se conservan en mejor estado y durante más tiempo y, sin embargo, bebidas para que su consumo sea más agradable.

En la mayoría de casos las refrigeradoras las encontramos en un sistema compartido entre nevera y congelación. La parte de nevera se suele mantener entre 2 y 6 ºC, por otra parte, el apartado de congelación se suele encontrar a unos -18 y -20 ºC. A menudo el congelador también lleva incorporado un aparato de fabricación de cubitos.

En cuanto al funcionamiento de estos aparatos, este es a través de un sistema de refrigeración por compresión, el cual obtiene la energía para funcionar de la corriente.

EL FRÍO COMERCIAL O LAS NEVERAS COMERCIALES

El frío comercial también es conocido, coloquialmente, como neveras comerciales o cámaras de refrigeración. Estos aparatos son similares a las neveras domésticas que todos conocemos pero a gran escala. Es decir se utilizan en la industria y en los comercios. La magnitud y capacidad de estos sistemas dependerá de cada una de las necesidades que requiera la empresa que la necesita y lo utiliza.

Principalmente, estos aparatos los clasificamos de la siguiente manera:

– Sistemas de refrigeración para cámaras de enfriamiento que pueden ser simples “habitaciones” refrigeradoras o plantas enteras. Normalmente estos tipos son los que se utilizan para el mantenimiento y conservación de alimentos.

– Sistemas de refrigeración para transporte de algún producto que requiere temperaturas bajas. Este puede ser transporte marítimo, terrestre y aéreo.

– Sistemas de refrigeración para central de frío retail las que permiten el mantenimiento de productos fríos y congelados.

– Sistemas de refrigeración para el enfriamiento de agua en bloques de pisos, hoteles u hospitales. A menudo estos sistemas están relacionados con los sistemas de climatización de estas infraestructuras.

El nombre de frío comercial también hace referencia al diseño, construcción y mantenimiento de los sistemas de refrigeración y las instalaciones  que estos conllevan.

El objetivo de las neveras es conservar a una temperatura fría cualquier cuerpo que se encuentre dentro de este armario aislado térmicamente. En la mayoría de casos las refrigedores las encontramos aproximadamente entre 1 y 6 ºC y, por otro lado, los aparatos de congelación se suelen encontrar entre -18 y -30 ºC. Al ser sistemas mucho más grandes y generales la temperatura se puede ajustar mucho más y puede ser muy baja o no según convenga al consumidor.

La primera persona que habló de refrigeración fue Charles Tellier, este 1867 inventó un aparato para elaborar cubitos. Seguidamente, este mismo autor se centró en el frío industrial y en las posibles funciones de éstos. Finalmente, al ver que estos aparatos podían ser útiles para cualquier hogar fabricó los primeros electrodomésticos con una función frigorífica para conservar los alimentos con un mejor estado.

En cuanto a los posibles problemas o averías que nos podemos encontrar con las frigoríficas, son:

– Mal mantenimiento e higiene del sistema

– Problemas con los paneles frigoríficos o evaporadores

– Problemas de aislamiento térmico

– Problemas con los sistemas de des-humidificación

– El aparato no trabaja o trabaja permanentemente.

– Ruido excesivo en el funcionamiento de la nevera.

– Pérdida de agua del aparato, por lo que esta moja el suelo o la zona donde se encuentra.

– Abrir las puertas excesivamente o no cerrar correctamente.

LOS LAVAPLATOS COMERCIALES

El lavavajillas es un aparato mecánico que sirve para limpiar los restos de comida restantes en los platos, ollas, cubiertos, sartenes, vasos, copas y utensilios de cocina en general. Estos aparatos los podemos encontrar en restaurantes y comedores en los que la cantidad de utensilios sucios es muy grande y, también, en viviendas domésticas. En este caso nos fijaremos en los aparatos que se encuentran en restaurantes y comedores ya que estos tienen un uso y unas características comerciales diferentes a las domésticas.

El funcionamiento de estos aparatos es a través de circulación de agua a temperaturas normalmente elevadas (55-65 ° C) y, sin embargo, gracias a detergentes bastante fuertes. El lavavajillas proyecta agua con jabón en los platos, ollas y utensilios sucios para limpiarlos y agua para aclararlos. Estos sistemas de lavar platos a menudo, también tienen un sistema de aire caliente para secar los platos una vez limpios.

El lavavajillas industrial o comercial, normalmente es una caja grande con una abertura en la parte frontal. Al interior encontramos diferentes platas para poder depositar los utensilios sucios. En estos aparatos comerciales los programas suelen ser muy cortos y de gran potencia ya que el objetivo es poder lavar muchos platos en un tiempo no muy largo. Tienen grandes ventajas como el ahorro de agua y la rapidez. Los inconvenientes son que los aparatos no son muy económicos de entrada, que gastan electricidad y que, con el tiempo, dañan algunos utensilios (sobre todo de vidrio y metal).

La magnitud y capacidad de estos sistemas comerciales dependerá de cada una de las necesidades que requiera la empresa que la necesita y lo utiliza.

Los primeros lavavajillas modernos los inventó Josephine Cochrane 1886. Esta señora era muy rica y tenía unas criadas que le lavaban la vajilla. Ella inventó el lavavajillas para que su servicio no tocara su vajilla de porcelana china. En cuanto a la aparición de los primeros electrodomésticos como tal estos llegan primero a bares, restaurantes y comedores y a partir de los años 1970 se expandieron en los hogares.

En cuanto a los posibles problemas o averías que nos podemos encontrar con las los lavavajillas comerciales, estos son:

– Fugas de aguas

– Desbordamiento de agua. Pérdida de agua del aparato, por lo que esta moja el suelo o la zona donde se encuentra.

– El aparato no deshace correctamente el jabón

– Mal mantenimiento e higiene del sistema

– La vajilla queda llena de cal

– El programa tarda demasiado

– No se calienta el agua

– Salta el diferencial

– Ruido excesivo

LAS PLANCHAS INDUSTRIALES

Las planchas industriales son piezas metálicas, normalmente planas y delgadas que utilizan tan en el hogar a escala más pequeña como en restaurantes o comedores a nivel mayor. Se calientan gracias a una llama de gas o gracias a la electricidad y su función principal es cocinar sobre ella.

La llama o la electricidad calientan de forma homogénea toda la pieza de metal de forma que se puede aprovechar todo el espacio que ésta ocupa. Normalmente se utiliza para cocinar en ella carne, pescado y verduras. A diferencia de otras formas de cocinar con las planchas, los alimentos no tocan el fuego y, tampoco, cogen gusto a humo.

En relación a las planchas industriales hay que especificar que estas suelen ser muy grandes y de gran utilidad en las cocinas grandes. Sin embargo, son fáciles de limpiar ya que se trata de una superficie plana y el mantenimiento tampoco es dificultoso.

Las posibles averías que nos podemos encontrar con estos aparatos son:

– Problemas con la instalación del gas que permite el funcionamiento de la plancha

– La plancha no calienta de forma homogénea en toda la pieza o espacio que ocupa

– El sistema no arranca

– Falta de higiene y mantenimiento

LAS FREIDORAS

Las freidoras son recipientes, normalmente con una cierta profundidad, los cuales se llenan de aceite y sirven para freír alimentos. Sin embargo, llevan incorporado un objeto que hace la función de escurridor. Existen freidoras industriales las cuales son muy grandes ya que la cantidad de alimentos que fríen es mayor y, también, las hay domésticas las que son más pequeñas y se suelen encontrar como electrodomésticos.

Cuando hacemos referencia a las freidoras industriales, se debe tener claro que estas pueden funcionar gracias a dos fuentes de energía: o bien funcionan por gas o bien gracias a la electricidad. Por tanto, el funcionamiento de las freidoras variará según su fuente de energía. En cuanto a la freidora eléctrica, ésta es similar a la que se puede tener en un hogar cotidiana pero a gran escala, a menudo este tipo de freidoras gastan más energía que las que funcionan con gas.

Las freidoras industriales normalmente están fabricadas con acero inoxidable, ya que se trata de un material resistente a las manchas y la corrosión. Muchos modelos llevan incorporados un termostato que controla la temperatura del aceite, lo que permite ahorrar energía y mantenerla todo el rato a la misma temperatura. Sin embargo, llevan un sistema de filtración del aceite, el cual ayuda a extraer los restos de comida que han quedado en el aparato; de esta manera el aceite se puede reutilizar de forma correcta y saludable.

Algunas de las posibles averías que podemos tener con estos aparatos son:

– Problemas con la instalación de gas o de electricidad que da energía al aparato

– La freidora no arranca

– La lucecita piloto no funciona

– Falta de mantenimiento y higene

LAS COCINAS INDUSTRIALES

Las cocinas industriales normalmente están construidas prácticamente al 100% con acero inoxidable, tanto los aparatos como las tablas, ya que se trata de un material cómodo y fácil de limpiar y desinfectar.

Debido a que están tratando con alimentos que ingerirá otra persona tienen unos protocolos importantes a la hora del mantenimiento y buen estado tanto de los alimentos como de los espacios y aparatos que hay dentro de ellas.

Otro aspecto a tener en cuenta en las cocinas industriales son los diferentes espacios que la componen. Normalmente en las cocinas industriales está el almacén, en el que se sitúan los alimentos y en el que hay una cámara de refrigeración y congelación para guardar los productos que necesitan estar en temperaturas bajas como la carne, la fruta y verdura , etc. También, encontramos un espacio de preparación de platos o alimentos, este debe ser un espacio grande en el que debe haber mesas de trabajo, estufas para mantener la comida caliente, grifos y espacios para lavar alimentos, utensilios como batidoras y licuadoras, utensilios de cocina, recipientes para contener la comida, etc.

Otro espacio que contienen las cocinas industriales es el espacio de cocción, éste incluye dos subespacios el de zona caliente y el de fría. En el espacio frío se preparan ensaladas y comidas que no requieren ninguna temperatura caliente; en el espacio caliente, por otra parte, se preparan sopas, cremas, carnes, pescado, pastas, arroces, verduras, etc. En el espacio caliente, por lo tanto, habrá estufas, freidoras, campanas, planchas, refrigeradores, hornos, utensilios de cocina, etc.

Los dos últimos espacios que componen la cocina son el espacio del servicio de comida en la que se pone la comida para los consumidores o bien se lleva empaquetada en cada zona indicada; y el otro espacio es la zona de lavar, en la que están todos los productos de limpieza y fregaderos y grifos para lavar adecuadamente los utensilios utilizados.

Algunas de las posibles averías que nos podemos encontrar en las cocinas industriales están a menudo relacionadas con los aparatos y sistemas de cocción, preparación y limpieza que se utilizan y se tienen instalados.

LOS HORNOS INDUSTRIALES

Los hornos industriales son aparatos o máquinas que producen calor y que una vez producida ésta la mantienen dentro de un espacio aislado térmicamente. Los hornos industriales se utilizan tanto para cocer, calentar y / o secar alimentos, como a nivel más industrial.

La energía para hacer funcionar un horno se puede extraer de diferentes fuentes, como la combustión de leña, gas u otros; la radiación, por ejemplo de luz solar; y a través de la electricidad.

Existe una clasificación de hornos según los usos que estos tienen, esta es:

– Uso en la cocina: es el que sirve para cocer, hornear, calentar, etc. alimentos como carne, pescado, verduras, pan, pasteles, postres, etc.

– El horno cerámico o industrial: son aquellos aparatos que sirven para cocer la arcilla.

– Otros: estos son diferentes tipos de hornos que sirven para secar materiales húmedos como pueden ser la madera o la pintura sobre metales, etc. Un ejemplo de uno de estos hornos es el que se utiliza para la pintura de los coches.

– Hornos de cremación: sirven para quemar productos y objetos concretos.

El objetivo principal de los hornos industriales se elevó la temperatura de ciertos productos por encima de la temperatura ambiente a fin de incrementar la temperatura de un cuerpo, fundir materiales pesados o de estructura dura (metales) y ablandar materiales para, posteriormente , poderlos manejar más fácilmente. Por tanto, las temperaturas a las que pueden llegar los hornos industriales son mucho más precisas y altas a las de los hornos cotidianos a los que estamos acostumbrados.

A continuación, describiremos los tipos de hornos según su fuente de energía:

– Horno de leña o de barro: funciona a partir de materiales forestales, energéticamente poco eficiente.

– Horno de gas: muy eficaces y poco contaminantes.

– Horno eléctrico: útiles y fiables.

– Horno de microondas: funciona gracias a las ondas electromagnéticas. Sobre todo se utiliza para calentar o cocer alimentos.

– Horno de inducción.

– Horno de resistencia.

Las averías o problemas más comunes en los hornos son:

– Problemas en la fuente de energía que lo subvenciona

– El horno no se enciende

– El horno no calienta lo suficiente

– No funcionan todas las posibles funciones que tiene el horno

– Falta de mantenimiento e higiene

– El quemador principal no se enciende

– El piloto no se enciende

– Errores en las válvulas, cables, resistencias, fusibles, motores, interruptores, transformadores, u otros componentes del aparato.